sábado, 26 de enero de 2008

Tiempos de crisis


El deporte burgalés no vive sus mejores momentos. Tras varios años de excelentes resultados, los Burgos CF, UBU, Ciudad de Burgos...se alejan de los puestos punteros de sus respectivas categorías.
Los directivos de los equipos burgaleses deben hacer malabarismos para poder, año tras año, realizar presupuestos que conjuguen equipos competitivos e ilusionantes con unos gastos que no condenen al club.
La nula capacidad de las instituciones públicas para liderar el proyecto de una fundación; la pasividad y la falta de implicación de la mayoría de las empresas burgalesas, hacen aún más difícil la labor de estos directivos que ven cómo cada año los rivales se hacen más inalcanzables.
Autocid y Arranz se aferran a sus categorías y pelean como gato panza arriba, para no dejar la élite del baloncesto FEB; el Burgos CF deambula en tierra de nadie dirigido por un presidente cuentista y pésimo gestor; la UBU perdió el tren copero por primera vez en bastantes años...
Vendrán tiempos (con alcaldes y empresarios) mejores.